EL HOMBRE CONFUSO

Día 23 – Nunca he tenido un pecho tan turgente

jongomezdelap_90091315_116017136694183_8629981562720887260_n

No pensaba yo, cuando empecé esto del diario, que me vería escribiendo el día 46 de confinamiento seguramente con una pierna ya fuera del balcón y esperando a acabar con el sufrimiento. ¿Qué contaré cuando pases tres semanas más y todos sigamos en casa? Espero que mis amigos y conocidos se pongan las pilas. De ellos depende mi continuidad y mi salud mental. Dice B. que de esta sale vigoréxico. Que pasa la cuarentena en casa de su madre y esta tiene montado un mini gimnasio. Que no sabía que hacer brazo y que se notasen los resultados era tan fácil, me confiesa. En nada le veo abriendo un ‘mejores amigos’. Total, ¿cuando un pectoral firme no ha sido un buen reclamo? Desde que existe instagram, nunca. Mi amigo R. se pone a hacer ejercicio antes de trabajar para ver si llega zen a la conexión con sus compañeros. No lo consigue, claro. Ni ochenta y siete horas de yoga calma su furia. Sí, era el mismo que cree que verse comiendo en skype es peor que grabarse follando. Si es que tengo unos amigos que no me los merezco.

L. vive atemorizada de que su novio le cuele en casa a su compañero de trabajo y a la novia de este. De repente, otra pareja pululando por el hogar. Cuando se supone que debemos estar quietecitos. Mira, no sé, y eso que el asunto está claro. Aunque también dice que anoche durmió doce horas y hoy se ha echado dos de siesta. ¿A qué tanto miedo si está despierta lo justito para comer? Luego está K. que de repente tiene muchísimo trabajo y ya no me hace ni caso. Y eso que le escribo a última hora del día para ver cómo está y qué hace. Pues nada, chica, ni con esas. Me cuenta M., y viendo la tónica general es un caso excepcional, que no puede más. Que un fuego interno le devora constantemente y que tiene las hormonas disparadas. Vamos, no hay chulo que no le encienda. Y todavía le queda un mes por delante. Espero que encuentre remedio porque no quiero ni pensar cómo será su salida de casa. Me ha dicho que va a organizar un grupo de instagram para intercambio de nudes. Pobre, no sé si tranquilizarle o convertirme en su community. Como dicen en las porterías, razón aquí.

Hoy había quedado para charlar un rato con C. pero está agotada viva con su bebé y me ha agendado para otro día. En su lugar, pues me he dedicado a ordenar un poco, cambiar mi rutina de ejercicio y mirar la nevera abierta mientras me digo a mí mismo que ya está bien de comer. También me he arreglado la barba y he hecho lo que he podido con el pelo. Mi amigo F. dice que lleva unas melenas que ya le toca un corte. Desde aquí le digo que ni se le ocurra con las tijeras. Toda la vida yendo a la peluquería y no hemos aprendido nada. Parece fácil pero es un drama. De cara a próximas pandemias lo tengo claro: buscar una casa más grande, hacer acopio de cremas y mascarillas buenas, comprar harina y levadura y hacerme un cursillo online de estética y uñas. Sobrevivir, no sé si sobreviviré, pero al menos no daré penita en los skypes. M., por cierto, está que no vive con la famosa foto del matojo de Omar Ayuso. No es para menos. Si alguien le conoce, que le dé mi más sentida enhorabuena.

Por cierto, estoy preocupado por B. De repente le veo cocinando pasta como si no hubiese un mañana. Cada día comparte su platito de espaguetis, fetuccini o lo que sea y no veo que haga mucho más. Me lo imagino dándole a la sartén desde que se levanta hasta que se acuesta. ¿Por qué? No lo sé. ¿Por qué solo pasta? Tampoco lo sé. Esto es un primer estadio de la locura. Qué tiempos aquellos cuando hablaba de que necesitaba un rabo. De repente, se ha convertido en una madre italiana…

Foto: robada vilmente a @jongomesdelap.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Información

Esta entrada fue publicada el 06/04/2020 por en Diario de confinamiento, Uncategorized.

Introduce tu dirección de correo electrónico para seguir este Blog y recibir las notificaciones de las nuevas publicaciones en tu buzón de correo electrónico.

Archivos

Facebook

A %d blogueros les gusta esto: