EL HOMBRE CONFUSO

Entre mil dudas

Tú, que mientes más que hablas y haces daño por hacer, ajeno a los infiernos que otros puedan padecer, cuando me das amor me das dolor también.

Y navegando sin dirección, la confusión me arrastrará hacia ningún lugar. Y la marea entierra mi razón hundiéndola, ahogándola.

Entre mil dudas naufragué, entre tus brazos me olvidé, perdido el norte me encontré entre la angustia y el placer.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Información

Esta entrada fue publicada el 22/08/2010 por en Uncategorized.

Introduce tu dirección de correo electrónico para seguir este Blog y recibir las notificaciones de las nuevas publicaciones en tu buzón de correo electrónico.

Archivos

Facebook

A %d blogueros les gusta esto: